Sabemos que la tecnología nos envuelve en prácticamente en todo nuestro entorno y gracias a ella se han dado grandes pasos en diversas áreas como la ciencia, medicina y educación, por solo mencionar algunas.

Hace poco, visitando los colegios en Lindavista para encontrar la mejor propuesta educativa para mis hijos, me topé justamente con esta diferencia entre la cantidad, calidad y forma de uso de la tecnología dentro de su proceso de aprendizaje.

Para aprender más entra a Colegio Florencia Nightingale 

De hecho, en este tema de la educación, su uso ha polarizado algunas opiniones y algunas voces subrayan lo siguiente:

  1. a) El compromiso significativo proviene de las personas

Algunos pueden pensar que es extremo, pero algunos educadores sienten que la edad apropiada para el uso de la computadora en el aula y por los estudiantes es en la escuela secundaria.

Creen que las experiencias de aprendizaje práctico a través de las artes y la escritura, así como la colaboración con otros, cultivan las capacidades intelectuales, emocionales y espirituales de los estudiantes.

Coinciden en que la tecnología, específicamente Internet es una gran “herramienta”, pero sin la educación adecuada primero no hace más que hacer que nuestros estudiantes sean perezosos y menos inteligentes.

[Fuentes: YouTube, Colegio Florencia Nightingale y UNAM   ]

  1. b) La tecnología y la estimulación temprana

Entre los estudios en curso se está midiendo sobre el cuánto se usa la tecnología y su impacto en los niños de todas las edades en donde se advierte sobre el tener demasiada estimulación auditiva y visual en la educación durante la primera infancia.

En el pasado, solo teníamos que preocuparnos por demasiada exposición televisiva. Ahora, tenemos mucho más estimulaciones visuales y esto crea patrones de comportamientos similares a la adicción.

En este casos sus cerebros se acostumbran a demasiada estimulación. El resultado pueden ser los niños que carecen de paciencia y luchan por dominar el autocontrol necesario para el éxito académico.

Además, un abundante buffet de tecnología para el aula conduce a los niños a un agujero de distracciones.

¿Qué sucede cuando los estudiantes tienen acceso ilimitado a información interminable, en gran parte de fuentes no reveladas?

Algunos expertos en desarrollo infantil creen firmemente que la tecnología demasiado pronto puede privar a los cerebros jóvenes de desarrollar resistencia y aprender a pensar de manera crítica y creativa.

  1. c) Costo y obsolescencia

La tecnología del aula es costosa, con el potencial de crear enormes desigualdades entre las escuelas y los estudiantes.

Las escuelas de bajos ingresos están en desventaja en este sentido.

Es posible que tengan que renunciar a las herramientas digitales o la relación entre herramientas productivas y estudiantes, en donde es menos probable que sus maestros reciban capacitación formal sobre el uso de herramientas digitales en el aula.

Además, para muchas escuelas, la burocracia en la financiación plantea enormes obstáculos.

Un distrito necesita presupuestar tanto para la adquisición de herramientas multimedia como para la capacitación de maestros y para mantener a cada uno actualizado.

Para cuando algunos distritos reciben financiamiento para su compra, sin importar cuán progresiva sea en ese momento, estará desactualizada en unos pocos años.

  1. d) Gravar la experiencia de los docentes

A veces, parece que los profesores y administradores necesitan un segundo trabajo a tiempo completo en el sector de la tecnología para mantenerse al día con la cultura del aula electrónica

De hecho, si las escuelas tienen la tecnología, necesitan la capacitación de profesores para maximizar el aprendizaje y evitar lo que algunos llaman una “distracción costosa”.

La tecnología del aula también plantea el problema de mantener el control del docente.

En fin, esto trae consigo muchas preguntas y falta ver el cómo incluir o no, esta herramienta en el aula… las voces seguirán, los estudios seguirán y esperemos que pronto podamos encontrar la mejor solución a este dilema.